Si a Adriana Heredia le hubieran preguntado tres años atrás sobre la posibilidad de convertirse en emprendedora, ella habría negado esa opción. Esta economista, profesora de la Universidad de La Habana, estaba enfocada en su carrera académica; pero todo comenzó a cambiar cuando decidió lanzarse a la aventura de crear una experiencia en Airbnb. La llamó Beyond Roots y hoy su proyecto es reconocido como una plataforma para difundir la cultura afrocubana.

PanamericanWorld fue hasta la primera tienda en Cuba de estilo afro, ubicada en el corazón de La Habana Vieja, para conversar con esta mujer quien no duda en reconocer que el hecho de ser emprendedora le permite soñar y hacer.

BEYOND ROOTS EN GUANABACOA, CUNA DE LA CULTURA AFROCUBANA

Adriana Heredia nos cuenta que fundó Beyond Roots junto a José Luis Corredera el 4 de diciembre de 2016, “en un contexto donde identificamos que había un incremento del número de visitantes que llegaba a Cuba. La oferta turística que estaba diseñada para ellos se enfocaba en la historia del país, pero no sobre la forma de vida de las personas en Cuba.”

Con relación a la cultura afrocubana, ella percibía en los visitantes mucho temor. “Existía mucha asociación con vudú y prácticas negativas. Eso fue un impulso significativo para decidir cambiar esos criterios. Soy de Guanabacoa. Todos los cubanos saben que ese lugar es la cuna de la cultura afrocubana, de la santería. Me llamaba mucho la atención cuando hablaba con las personas y les preguntaba, ¿por qué es la cuna? No lograban hacer esa conexión desde el punto de vista histórico”, aclaró.

Beyond Roots La Habana
Adriana Heredia fundó Beyond Roots en 2016. Foto: Alberto Rojas / PanamericanWorld

A partir de esto, ella decidió crear una serie de experiencias para que las personas que visitaran Cuba lograran tener un entendimiento sobre qué es la cultura afrocubana a través de todas sus dimensiones. “Sacamos a los visitantes de las grandes áreas turísticas y los llevamos a la comunidad de Guanabacoa. Convertimos a los vecinos en protagonistas de esas experiencias. Así fue como comenzó Beyond Roots”, explicó.

La experiencia a través de Airbnb tuvo un gran impacto. “Cuando se hablaba de cultura afrocubana se visibilizan mucho los toques de tambores y las personas bailando como los orishas, pero nosotros empezamos a centrarnos más en el componente humano. Pasó una cosa curiosa: muchas de las personas de la comunidad comenzaron a ver eso con agrado, ofrecieron ayuda, se motivaron por la idea de visibilizar Guanabacoa y quisieron insertarse en el proyecto”, aclaró Adriana.

Luego decidieron expandir las experiencias y crearon un proyecto comunitario en Guanabacoa. “En un año crecimos de 3 a 22 personas y de 1 pasamos a 6 experiencias en Airbnb. La más solicitada de todas es AfroCuba Culture Guide que se extiende por cinco horas. Después fuimos diseñando experiencias particulares, una sobre música, danza, artes visuales, tradiciones culinarias, para tratar de abarcar cada una de las aristas”, aseveró la emprendedora.

Artículo relacionado: Cuatro lugares imprescindibles para conocer la cultura afrocubana

BEYOND ROOTS: UN RECUERDO VIVO DE LA CULTURA AFROCUBANA

Una de las preguntas que se hacía constantemente Adriana era ¿dónde está ese recuerdo vivo de la cultura afrocubana que las personas se van a llevar? “No quiero que los visitantes se lleven una pintura estereotipada de los almacenes de San José, ni la imagen de la mulata o la señora con el tabaco en la boca, sino que vayan más profundo”, aseguró.

Beyond Roots La Habana
Adriana Heredia quiere que sus clientes se lleven una imagen de la cultura afrocubana alejada de los estereotipos habituales. Foto: Abel Rojas / PanamericanWorld

“En el Museo de Guanabacoa solo había postales antiquísimas. En la Casa de África, en La Habana Vieja, tampoco había una tienda en la que ellos pudieran encontrar suvenires. Ante esto, nos dimos a la tarea de diseñar una gama de suvenires que realzara la identidad afrocubana. Ese fue el germen de la idea de la tienda”, aclaró.

“Arrancamos con una tienda portable, para colocar diseños gráficos en camisetas y bolsas. La tienda iba en maletas. Aquello tuvo impacto; pero llegamos a un punto en el que nos dijimos, estamos haciendo esto para los extranjeros y ¿qué pasa con los cubanos? Noté, como mujer negra, que decidió llevar su cabello natural desde los 15 años, que era un reto encontrar productos para los cabellos rizos y también era difícil vestir un pulóver que me hiciera sentir que tengo tres mil ancestros caminando detrás de mí y que realzara mi identidad como negra y como afro descendiente”, añadió Adriana.

Este fue el tercer gran paso de Beyond Roots. “Empezamos a diseñar para los cubanos y ofrecerles productos a esa comunidad afrodescendiente. Eso no lo puedo hacer yo sola. Siempre pensé que podíamos funcionar como plataforma, agrupando a emprendedores con el fin común de promover la cultura afrocubana. Encontré a Erlys Pennycook, de Ciego de Ávila, que tiene la línea Que Negra, un producto natural para el cabello hecho en Cuba. Es importante que los jóvenes aprendan a aceptar la forma en que ellos lucen como afrodescendientes. Apoyamos a Erlys a visibilizar su marca y le dimos una plataforma para que ella pudiera comercializar sus productos”, explicó.

Beyond Roots La Habana
Adriana Heredia conversa con el redactor de PanamericanWorld en La Habana, Miguel E. Gómez. Foto: Abel Rojas / PanamericanWorld

Otros emprendedores se acercaron a Beyond Roots y Adriana también fue identificando proyectos con los que podía colaborar. “Me encantan los jabones de D´Brujas y le propuse a Sandra Aldama hacer jabones afrocubanos. Nos inspiramos en los orishas del panteón Yoruba, identificamos los ingredientes que debía tener cada jabón bajo la lógica de “limpia tu piel, limpia tu espíritu” y así salió el diseño de un jabón para cada orisha. Beyond Roots tiene la propiedad intelectual y D´Brujas se encarga del proceso productivo”, aseveró.

“Encontramos a las muchachas de Reforma Estudio y le propuse hacer bisutería vistosa. Hicimos el diseño y ellas completaron el proceso productivo. También encontramos a Barbara´s Power que se dedica a hacer la línea afro e insertamos sus productos en nuestra plataforma. Así hemos ido creando alianzas con los proveedores para crear la primera tienda de estilo afro en Cuba”, confesó la emprendedora.

RETOS DE UNA EMPRENDEDORA EN CUBA

Adriana Heredia reconoce que, como emprendedora en Cuba, afronta varios retos externos e internos. “Mi máxima siempre ha sido empoderar a las personas. No me visualizo como la jefa. Trato de que las personas que trabajan en Beyond Roots se sientan emprendedores a su vez y que pueden generar valor desde sus capacidades y su formación. Igualmente lo hago en Guanabacoa, con las personas de la comunidad, que no tienen una alta formación profesional, pero cuentan con un know-how que lo da su propia historia y vivencia.”

“Para mí el reto más grande es integrar a las 34 personas del equipo, casi todas mujeres. El 82% tenemos menos de 30 años. Entrenar a las personas en una cultura de trabajo disruptiva en Cuba es muy complicado. Tenemos un equipo grande y muy multidisciplinario, con diferentes niveles de formación. Tengo que coordinar e integrar a todas esas personas y darles un espacio para que se realicen y, al mismo tiempo, que mantengan un estándar de calidad que nosotros necesitamos. Esta es una labora de educar y ese es el gran objetivo de Beyond Roots: educar. Vamos a educar a las personas que vienen a Cuba sobre la cultura afrocubana y también a los cubanos sobre su cultura y que se acepten como afrodescendientes.”

“El segundo reto es el de los suministros. Estamos creando productos desde cero. Mantener una estabilidad en el suministro es complicado. Sufro cuando llego a la tienda y veo huecos en el exhibidor.  El tercer gran reto es el marco legal. Nos resulta restrictivo e inestable. Hay muchas cosas que no podemos conseguir en Cuba. ¿Cómo obtener las telas de calidad en el país? Todos los días me levanto con el corazón en la boca preguntándome qué va a pasar con nosotros mañana. Esto no nos permite visualizar, de aquí a diez años, dónde vamos a estar”, explicó.

Beyond Roots La Habana
Adriana Heredia reconoce que, como emprendedora en Cuba, afronta varios retos externos e internos. Foto: Alberto Rojas / PanamericanWorld

CONSEJOS PARA OTROS EMPRENDEDORES CUBANOS

Adriana compartió varios consejos válidos no solo para emprendedores cubanos. “Les aconsejo que siempre tengan la capacidad de pensar fuera de la caja. No paren y no se dejen caer porque aparezca una traba en el camino. No se dejen vencer por el stress. Superen las barreras con pensamiento creativo. No hay nada más lindo que emprender en tu país. Hay una Cuba que defender y los jóvenes vamos a construir un camino mejor para el país. Vamos a emprender con impacto social. Puedes desarrollarte con tu propio emprendimiento, pero no dejes de lado nunca la comunidad. Ser emprendedor no es fácil, pero es un reto que cuando lo logras superar te sientes más empoderado y que creciste como ser humano”, concluyó.

Fotos: Abel Rojas / PanamericanWorld, La Habana